QUIJOTES DE MINIATURA

CAM00698.jpg

En el año de  Cervantes, nuestro genial escritor de todos los tiempos, veo loable hablar del Hidalgo Caballero Don Quijote de la Mancha en cuyas aventuras hemos pasado largos ratos de lectura obligada en la escuela. Pero los tiempos que corren han cambiado y las metáforas salen a nuestro paso de distinta manera. El personaje de esta historia veía a los molinos de viento que salpicaban las tierras de La Mancha como “gigantes” a los que debía destruir. Ahora existen otros quijotes de menor estatura pero con la misma arrogancia que aquel. ¿Quien puede saber lo que va a suceder mañana? Todo es cuestión de mesura, de civilización y de afrontar los reveses que se produzcan. Las armaduras son ya prenda en desuso y los escuderos salieron todos  de las listas del paro porque es una actividad inexistente en el mundo actual. Pero quizás algunos caballeros cabalgan todavía, no en caballos sino en vehículos de lujo y aviones privados. La majestuosidad de aquellos molinos de viento se exhiben ahora en los circuitos de viaje y las ventas donde se podía deleitar un buen vaso de vino y algunas viandas por cuatro mondas,  se han transformado en palacios y cuentas exorbitadas de dinero no muy transparente. Hablar de historia nos llevaría un rato, pero hablar de “pequeños quijotes” no daría ni para llenar un telediario ya que son tan solo figuritas de decoración a los que un simple paraguas les supera.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s