Al calor del establo

DSC00828

Este veranillo que parece no querer abandonarnos está ya recogiendo sus últimos resquicios para dejar paso a la nieve, la lluvia y las bajas temperaturas. Por el norte ya se aprecian los campos blancos y las escarchas. Por el sur todavía gozamos de un poco de sol y de paseos. Un invierno caliente nos espera en lo relativo ala bienestar por lo que se observa dadas las condiciones políticas y económicas. El túnel es largo y a los que estamos un poco alejados y en la periferia,  más largo todavía. Pero no nos regostemos los canarios a la sombra de unos Carnavales próximos porque no solo de “murgas y comparsas vive el hombre” Cuando nos levanten el suelo que pisamos nos echaremos la mano a la cabeza y diremos ¡ay mi madre!.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s